Now Reading
Después de 40 años, el fundador se prepara para pasar el negocio de la construcción a la siguiente generación

Después de 40 años, el fundador se prepara para pasar el negocio de la construcción a la siguiente generación

  • Michael Delp traspasará la empresa Mr. J. Delp Construction a su yerno Ryan Noll a finales de 2022.
  • Want to read this in English? Click here.

Después de 40 años fabricando acero a medida y vertiendo un hormigón impecable, Michael Delp traspasa su negocio en Dover, M. J. Delp Construction, a la siguiente generación.

Mike siempre supo que estaba destinado al sector de la construcción. De mentalidad artística, tiene la habilidad de visualizar soluciones que otros no ven. Moldea el acero y el hormigón para hacer realidad esas visiones para sus clientes.

Estudió soldadura en la Escuela de Tecnología del Condado de York en la década de 1970 y comenzó a trabajar en este campo cuando aún estaba en la escuela secundaria.

Mientras trabajaba con un contratista en 1981, Mike ayudó en su primer trabajo de hormigón. Los campos del acero y el hormigón se unieron para él.

“Me di cuenta de que el hormigón tiene muchos retos diferentes”, dice Mike, “y pensé, vaya, sería muy bueno entrar en esto”.

Un año después, Mike lanzó su empresa de fabricación de acero y hormigón.

Ayuda a los huérfanos

Hombre de fe, Mike siempre sintió que sus habilidades estaban destinadas a ser compartidas. Hace veinte años, empezó a hacer un viaje anual a un orfanato de Guatemala, donde trabaja de sol a sol soldando, vertiendo hormigón y llevando esperanza a niños que no tienen nada.

Hace tres años, pidió algo a cambio. Mike y su esposa, Melody, no sabían lo que les deparaba el futuro de su negocio, así que pidieron a los niños del orfanato que rezaran sobre lo que debían hacer a continuación.

Lo que ocurrió no era algo que ninguno de los dos esperaba.

Cocina para concretar

Poco después de ese viaje, la hija y el yerno de Mike, Heather y Ryan Noll, dijeron que querían comprar el negocio. También querían continuar el trabajo en el orfanato.

Ryan siempre pensó que tendría un negocio, pero nunca imaginó que sería en la construcción porque era chef. Había asistido a la escuela de cocina y luego pasó una década trabajando como sous-chef en el White Rose Bar & Grill y en cenas de empresa.

Cuando él y su esposa Heather empezaron a formar una familia, supieron que era el momento de cambiar. La pareja no podía quitarse de la cabeza la idea de hacerse cargo del negocio de Mike. Sin embargo, Ryan tenía una condición: quería empezar desde abajo e ir ascendiendo.

Durante los últimos tres años, Ryan ha seguido de cerca todos los trabajos de M. J. Delp Construction, desde la limpieza de los encofrados de hormigón hasta el acabado del hormigón y la licitación de los proyectos, ganándose el respeto de los empleados y los clientes de la empresa.

A primera vista, la contratación parecía completamente diferente del trabajo culinario de Ryan. Pero establecer relaciones con el personal y los clientes como chef también era común a la construcción. Y el placer de ver cómo sus clientes de hormigón y acero ven sus visiones convertidas en realidad coincide con la satisfacción que experimentaba cuando los clientes saboreaban sus especialidades culinarias.

Una visión de futuro

A lo largo de las décadas, Mike se ha acostumbrado a ensuciarse las manos en cada obra y a mantener un equipo reducido. Ryan está entusiasmado con el crecimiento del negocio y planea ampliar la fabricación de soldaduras a medida y sistematizar los procedimientos, como la formación de los empleados.

A medida que la empresa evoluciona, Ryan planea mantenerse firme en la base de fe e integridad de M. J. Delp.

“Son los valores que engloban la empresa y la convierten en lo que es y lo que ha sido durante 40 años”, dice Ryan.

Powered by Our York Media © 2022. All Rights Reserved.